Centro de pensamiento e investigacion en ciencias sociales

Un buen reporte tributario, por Carolina Trivelli

No te pierdas la columna de nuestra investigador principal, Carolina Trivelli ► https://bit.ly/32lsTLk

No conozco a nadie que pague con entusiasmo sus impuestos, y por ello es relevante que las autoridades tributarias generen servicios complementarios que nos ayuden a sacarle el jugo a los impuestos, que igual pagamos.

En esa línea, la Sunat presentó el reporte tributario para terceros, un esquema que añade valor a nuestro cumplimiento tributario. El reporte permite a los contribuyentes –personas naturales o jurídicas– usar la información que la Sunat tiene sobre nosotros a nuestro favor. Cada contribuyente puede generar este reporte con su RUC y, además de recibirlo en su correo, puede compartirlo con terceros, por ejemplo, con una entidad financiera, y con ello acreditar su nivel de actividad económica. Ya se han generado más de cien mil de estos reportes.

El reporte, que se genera a pedido del contribuyente, trae información de su actividad en los dos últimos años y lo reportado mes a mes en el año en curso. Para las personas, incluye rentas de primera, segunda, cuarta y quinta categoría; para las empresas, incluye la actividad reportada (ventas), los pagos hechos a Sunat, el tipo de régimen al que está sujeto, la cantidad de personas en planilla, etc. Mucha información, pero sobre todo, es una información certificada por Sunat, que permite a terceros contar con datos verificados, indiscutibles, sobre un contribuyente con el que quiere establecer una relación comercial o contractual.

Con este reporte, las entidades financieras, las fintechs y todos los que contratan con los contribuyentes tienen un instrumento que reduce costos y riesgos (con una sola fuente de información). Los contribuyentes, por ser formales, contamos con un instrumento, un activo, que nos permite valorizar la información que entregamos a Sunat.

El reporte seguirá ampliando la información que trae, y desde marzo próximo vendrá además de en PDF, en formato XML. De esta manera, los algoritmos y motores de procesamiento de datos de las empresas financieras y no financieras podrán usarlo de forma automatizada.

Es cierto que este reporte solo sirve para los contribuyentes que pagan sus impuestos, pero representa un instrumento que hace más fácil, barato y seguro hacer negocios con ellos. Si obtengo un crédito a menor costo y en menos tiempo por ser formal, tendré un incentivo adicional para serlo.

Este reporte permite hacer evidente algo poco discutido. La información que generamos nosotros y nuestros negocios es (y debe ser) un activo (nuestro), y si queremos usarlo, debemos contar con canales y mecanismos para hacerlo. Si la información de cómo uso mi línea telefónica, el pago de mis impuestos o mis consumos en determinado rubro me sirve para acceder a mejores servicios o para hacer mejores negocios, es vital que pueda acceder a ella y utilizarla.

La Sunat, con este reporte, está dando un pequeño gran paso para que los ciudadanos pongamos en valor la información que producimos, para generarnos un valor adicional por ser formales y para contribuir con la inclusión financiera. Necesitamos más iniciativas como esta.